Porfirio Díaz
La Masonería en Hispanoamérica (4)
Junio 13, 2017
Historia de la Masonería en México (5)
Junio 23, 2017
Muestra todo

La Masonería Primitiva (4)

LEYENDA

El Rey Salomón, para cumplir el testamento de David, su padre, resolvió construirle un templo a la divinidad que su pueblo adoraba, y no habiendo quien se encargara de la construcción entre ellos, se comunicó con el rey Hiram, un Tirio; al que le pidió un arquitecto, obreros especializados y materiales adecuados. El Rey envió a Hiram Abif, obreros y materiales. Hiram Abif contruyó un templo que representaba el Universo. Antes de terminar el templo, llegó Balkis, reina de Saba, quien intrigada, quiso conocer al arquitecto de tan hermosa obra. Se le presentó, y cuando quiso ver la multitud de operarios. Hiram Abif subió a un peñón de granito, levantó la diestra, trazando en el aire una escuadra misteriosa, y entonces acuden todos los operarios, formándose en grupos de aprendices, compañeros y maestros. Extiende el brazo formando la escuadra y todos quedan inmóviles. La reina Balkis quedó entonces prendida de él, procurándole al día siguiente y se hubieron declarado su amor, y tomándose por esposos, quedando de salir en secreto de Jerusalén, primero él, luego ella hacia Arabia, donde se reunirían.  Salomón entonces sintió envidia y odio y junto con el sumo sacerdote Sadoc, sedujeron a tres obreros ignorantes para que lo matasen, prometiéndoles el grado y el salario de maestro como compensación. Como ya estaba terminado el templo, Hiram Abif entró a hacer la última inspección, y los tres ignorantes le exigieron los signos, los toques y la palabra secreta de reconocimiento de maestro. Hiram se los negó diciéndoles que no estaban preparados para ello, y ellos, con los útiles de trabajo, le mataron  y enterraron su cuerpo en la montaña, plantando sobre su tumba una Acacia – símbolo de la inocencia-.

Al día siguiente, los obreros, sumamente preocupados por la desaparición de su arquitecto, lo buscaron y encontraron. Después juraron sobre su féretro ensangrentado seguir su obra y aprovechar sus enseñanzas; y prometiendo la Unión, Solidaridad y Cooperación en el trabajo; se dispersaron por diferentes rumbos, llevando sus experiencias y conocimientos a los pueblos atrasados y oprimidos, para ayudar en la Evolución y el  Progreso del Género Humano hacia la Fraternidad y Felicidad Universales.

De ¿Qué es la Francmasonería Primitiva?,  escrito por Charles Pompier.
Resumen por Rodolfo Gallardo R.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *